Sobre el perdón y el reconocimiento del daño causado

Hoy el diario El País publica una entrevista en la que se me pregunta sobre la cuestión de si ETA debe pedir perdón. El titular de la entrevista es: “ETA debe reconocer el daño causado, pero no pedir perdón”. En la respuesta a la pregunta se puede leer lo siguiente:

“Más que perdón hay que hablar de reconocimiento del daño causado, porque con el perdón, a la otra parte la pones en situación de responderte. A ninguna víctima se la debe poner en situación de responder a una situación de perdón. Lo que hay que hacer es reconocer el daño causado, un daño irreparable para muchas personas. Eso es lo que en algún momento se debería producir para asentar las bases de que esto no se repita en un futuro.”

He enviado una nota aclaratoria a los medios de comunicación para aclarar que mi posición sobre este tema es la siguiente:

– Pedir perdón y perdonar no es una obligación, es una cuestión personal e intransferible.

– Lo importante es poner las condiciones para que se pueda avanzar en la reconciliación y que algún día llegue el momento del perdón.

– En este sentido, lo que sí es exigible y fundamental es la autocrítica y que ETA reconozca el daño injusto e irreparable que ha causado.

Actualización: gracias a Julio Montes he podido leer esta entrevista a Antonio Basagoiti en la que dice: “Que ETA pida perdón no es la clave, sino que reconozca el mal causado”. Por decir algo parecido la que me ha caído.

[ratings]

4 comentarios en “Sobre el perdón y el reconocimiento del daño causado

  1. Paul,

    Es evidente que pedir perdón sin verdadero acto de contricción no vale de nada, ya sé que algo sacado de la tradición cristiana pero creo que vale para este caso. Sin un arrepentimiento por el dolor causado no hay salida, pero eso, nos guste o no, no podrá ser obligatorio y si lo es, no será valido, ni para la sociedad, ni para las víctimas.

    Creo que tendría que ir más hacia un reconocimiento del dolor causado que hacia el perdón y eso es fácil, bueno, siempre habrá alguno, se me viene a la cabeza algunos casos, que no reconocerán nunca ni a las víctimas ni el dolor, pero es algo con lo que tendremos que lidiar en el momento preciso, al igual que hay otros casos de violencia en los que no hay perdón y la sociedad se los come con patatas, se me ocurren los casos de violencia contra las mujeres.

    Esto es algo que hay que tomarse con paciencia y sobretodo, no acelerar los tiempos, todo llegará, pero pisar el acelerador nos puede hacernos salirnos en alguna curva y que todo lo avanzado se vaya al traste.

    Para terminar, los periodistas buscan el titular, pero cualquiera que conozca tu trayectoria sabe cual es tu objetivo. Al final es lo que vale, ¿no?.

    Salu2

    • Sí, es lo que vale pero también es verdad que hay algunas críticas que me están doliendo. Seguro que estoy equivocado en muchas cosas pero me fastidia mucho que se ponga en duda mi trayectoria de rechazo claro a la violencia de ETA. En fin, supongo que ahora me ha tocado a mí 😉

  2. Paul, he leído hoy la entrevista. El titular es infumable. No representa en absoluto lo que dices.

    Como bien decís Basagoiti y tú, lo importante es que que ETA reconozca el daño injusto e irreparable que ha causado. Injusto e irreparable.

    Ánimo

Deja un comentario